18/3/11

Leche de vaca vs leche de soja

Las dos son bebidas muy completas, sanas y equilibradas, pero su origen y composición son diferentes.
La leche se obtiene de las glándulas mamarias de los mamíferos, la de gran consumo, en concreto, de la vaca.
La leche de soja (o soya) se obtiene del remojo, trituración, cocción y filtrado de las semillas de soja, por lo tanto no es correcto llamarlo leche (aunque a la vista sean similares) la manera correcta de denominarlo es bebida de soja o licuado de soja. Es muy parecida a la leche de vaca en sus propiedades nutritivas y en su sabor y puede usarse de la misma manera.

Los dos tipos de leche contienen una proporción importante de agua.

Respecto a las grasas, la leche de soja no contiene nada de colesterol y contiene más o menos la mitad de grasa que la de vaca (correspondería en cantidad a una leche descremada) y los ácidos grasos que contiene son poliinsaturados (linoleico, linolénico y araquidónico, ácidos grasos esenciales del tipo omega-3), también contiene lecitina, que ayuda a evitar que se acumule grasa en las arterias. En la leche de vaca los triglicéridos son la fracción mayoritaria y sus ácidos grasos son mayormente saturados, contiene colesterol.

La leche de soja no contiene azúcar, la de vaca contiene lactosa (un azúcar específico). La leche es el alimento por excelencia del lactante, el aparato digestivo de este está preparado para ingerir leche materna durante el período de lactancia, después, de manera natural, disminuye la cantidad de la enzima lactasa que metaboliza la lactosa (esto ocurre en mayor o menor medida según la raza del individuo). La leche de soja por tanto es más digerible y especialmente adecuada para las personas adultas y ancianos que no toleran bien la leche de vaca o tienen intolerancia a la lactosa. En la actualidad también se vende leche de vaca sin lactosa ideal para estos casos.

Las semillas contienen una proporción alta de proteínas (isoflavona genisteína disminuye la agregación plaquetaria).La soja contiene isoflavonas, que son estrógenos vegetales (fitoestrógenos), compuesto similar a las hormonas de la mujer por lo que ayuda a su regulación. La leche de vaca contiene caseína, albúmina y proteínas del suero.

Son una importante fuente de vitaminas, en la leche de vaca tenemos vitaminas A, B, D3 y E. La vitamina D es la que fija el fosfato de calcio a los huesos y a los dientes, por lo que es especialmente recomendable para niños. La soja es una fuente de vitaminas B, especialmente vitamina B6 y Ácido Fólico.

En relación a los minerales, los productos lácteos constituyen una importante fuente de calcio. Los productos alternativos vegetales ricos en calcio son las verduras (especialmente los berros, la col rizada, las espinacas, el brécol), los frutos secos oleaginosos (almendras, avellanas), la fruta, los cereales completos, las legumbres, algunas algas (arame, wakame), el sésamo (100 g de sésamo integral contienen 1100 mg de calcio de fácil asimilación, comparado con la leche entera esta tiene sólo 120mg de baja asimilación) y el lino. La soja contiene una buena relación calcio/fósforo (Ca/P), esencial en la formación y remodelación del hueso y en la prevención contra el desarrollo de la osteoporosis. Es rica en Magnesio, que interviene en la asimilación del Calcio, además su contenido en hierro también es alto y contiene zinc que mejorar la asimilación de las proteínas. 

Existen alimentos que se consideran generadores de mucosa, como es el caso de los lácteos, que aumentan y espesan la mucosidad debido a su PH ácido y a sus proteínas, se debe moderar el consumo cuando se sufran síntomas de mucosidad. Otros alimentos que favorecen la mucosidad son los cacahuetes, harinas refinadas blancas, plátanos, dulces, alimentos grasos, fritos y el exceso de sal.


***Como he dicho al principio; las dos son un alimento completo y equilibrado así que podemos intercalarlas, también dependerá de como nos sienten a cada uno y de nuestros gustos, a mi la leche de vaca sola no me gusta y la de soja si, pero con el café me gusta más la de vaca :)

2 comentarios:

buk dijo...

Yo evito la leche de vaca por algunos artículos y estudios que he leído sobre sus perjuicios. Lo que tomo son leches vegetales como la de avena o la de arroz, que me gustan tan solas como con café :)
Un besiño!

Lidia dijo...

Yo tomo sobretodo leche de soja, además mi madre es prácticamente intolerante a la lactosa en la actualidad, no me extrañaría que yo lo sea en un futuro. De vez en cuando tomo la de almendra, extradulce mmmm, jeje.
Sobre los artículos en relación a los perjuicios de la leche de vaca hay cosas que comparto y cosas que no, sobretodo pienso que en un consumo moderado no tenemos porqué preocuparnos ( a no ser que nos siente mal o seamos intolerantes que la eliminaría de la dieta) con problemas como la descalcificación, malas digestiones, relaciones descompensadas de nutrientes, mucosidad... Porque con un exceso de leche de soja también podemos tener problemas relacionados con los fitoestrógenos.
Como suelo decir: Nada es veneno, todo es veneno, lo importante está en la dosis (Paracelso)

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
ir arriba